jueves, 7 de abril de 2016

“Y todavía esos esbirros pretenden que yo me pliegue a un gobierno que mantiene a mis niñas en estas condiciones..."


Joven opositora cubana, madre soltera 
de dos niñas pequeñas.

Dayami Lay Sangroni, activista pro derechos humanos y miembro del partido político Cuba Independiente y Democrática (CID) nos cuenta el drama que vive desde hace más de 8 años, dando tumbos de albergue en albergue, cuando por negligencia en la ejecución de las reparaciones del edificio multifamiliar donde vivía, éste quedo prácticamente inservible. La empresa Micro Social de Boyeros perteneciente al Poder Popular Municipal desentendió el mantenimiento del edificio. Ahora viven en un consultorio médico abandonado.


“Y todavía esos esbirros pretenden que yo me pliegue a un gobierno que mantiene a mis niñas en estas condiciones; de que revolución y de que principios me hablan estos comunistas”- me comentó al referirse al acoso que sufre por parte de los agentes represivos de la seguridad y de la policía del municipio


Las condiciones infrahumanas en que se encuentra la vivienda de su numerosa familia (11 personas) la obligaron a tomar la decisión de apropiarse de un local, consultorio médico abandonado hace ya más de tres años, para así lograr al menos una mejora en las condiciones de vida de sus pequeñas; desde entonces la policía política y el Gobierno del municipio de Boyeros  amenazan con encarcelarla y quitarle la custodia de sus hijas.


El local, ubicado en la barriada de Las Cañas, ya no pertenece al Ministerio de Salud Publica porque ha pasado a formar parte del Fondo habitacional de la Vivienda del municipio Boyeros, según declaro una funcionaria del mismo, la cual se negó a dar más detalles de la razón por la cual no se le ha asignado este apartamento a nadie. 


Las imágenes corresponden a la casa familiar donde por supuesto ella no encuentra el espacio vital para criar a sus hijas, ya que este núcleo familiar está formado por 8 personas más.


Resulta vergonzoso que a más de 57 años de “revolución” aun en Cuba tengamos vivencias tan tristes como estas. Situaciones que más allá de toda ideología política marcan la vida de tantos cubanos que no logran vislumbrar un porvenir ni una mejoría para ellos, ni mucho menos para las futuras generaciones. 

Por Steve Maikel Pardo Valdes, activista del 

CID en el municipio 10 de Octubre 

Regresar al blog CubaCID

 Regresar a página central CubaCid.org


 
     

Visitenos en
Desde Cuba
Ultimo Congreso
Patria Pueblo y Libertad
Huber Matos

0 comments:

Publicar un comentario