lunes, 3 de abril de 2017

Vive en la casa desde 1996 y ahora el segundo intento de desalojo


En febrero de 2013 Sonia Santo Bruzón acudió al CID para que la ayudaran a detener un desalojo que la dejaría sin lugar donde vivir.  En aquel momento la presidente nacional del CID, Zuleidy Pérez Velázquez se movilizó para evitar el abuso. Ahora, más de cuatro años después quieren desalojarla de nuevo y en este nuevo atropello la policía está involucrada.   

La Defensoría del Pueblo denuncia este abuso contra una mujer desamparada y dará a conocer esta injusticia en el mundo entero para que la gente conozca las cosas que pasan en Cuba. Esta es la nota que acabamos de recibir:

Abril 3 de 2017. A ustedes me dirijo nuevamente, presentando la misma situación y sumamente agradecidos mi familia y yo pues en ese momento su ayuda fue de gran valor.  La realidad es la misma que comunicó Zuleidys Pérez Velásquez, presidenta nacional del CID, el viernes 22 de febrero del 2013 ahora con el agravante de que en aquel momento fueron las autoridades de Vivienda las que me querían sacar y ahora es la policía y el gobierno, con la amenaza de un desalojo inminente. Habiéndonos presentados en todos los organismos correspondientes y no tener respuesta alguna ya acudí a Zuleidys pero no se encuentra en el país esperando su ayuda al respecto, mi agradecimiento y saludos.

Sonia Santos Bruzón.

A continuación la denuncia publicada el 21 de febrero de 2013:

Sonia Santos Bruzón, de 52 años vecina de calle 18 # 1ª entre carretera de Gibara y fondo R\ Alcides Pino, se encuentra en estos momentos bajo amenaza de ser desalojada de la casa donde vive desde el año 1996. Ayer jueves 21 de febrero fue advertida por vivienda que el viernes 22 seria desalojada por la fuerza si era necesario.

En el año 1996 Sonia se mudó a este domicilio que era propiedad de su hermana y quien en esos momentos se encontraba acompañada de Antonio Mena Leyva, agente de la inseguridad del estado.  En el año 2007 Mena y su hermana se separan y él abandonó la propiedad. En el 2009 su hermana viajó al exilio como refugiada política y dejó a Sonia como dueña del lugar.

En la actualidad en esa casa viven cinco familiares más: El matrimonio de su hijo y sus dos pequeños nietos de 9 y 10 años y un hermano discapacitado físico mental de 54 años 

A Sonia se le están complicando las cosas porque el señor antes mencionado  es castrista y le puso en litigio la casa después de seis años de haber desaparecido.  Ahora le reclama porque dice que la vivienda es de él.

Ya llegaron al juicio en el tribunal provincial de Holguín por lo civil, que falló anulación del caso por considerar que ella tiene más derecho que él por los rasgos de consanguineidad, pero él no quedó conforme y apeló al Supremo, donde le dan todo el derecho a la morada.

Santos Bruzón se ha dirigido ya a varias instituciones de la vivienda y con esta última decisión hizo una carta de reclamación adjuntando a ella doce testigos del lugar que justifican que este señor abandonó la morada desde el 2007. 

Aun así le siguen respondiendo lo mismo. Hace aproximadamente una semana se person
ó un inspector de la institución y le dijo que tenía que irse por las buenas o de lo contrario la iban a sacar por las malas, que a ellos no le importaba y si ella era testigo de Jehová que le dijera a Dios que le buscara donde meterse ya que la religión de Antonio Mena (comunista) era más fuerte que la de cualquiera.

Hoy esta señora se encuentra desesperada y acude a los defensores de los Derechos Humanos, para denunciar ante el mundo estas arbitrariedades.  Cabe reflejar que hasta el momento la dictadura castrista se cree superior y más poderosa que Dios, pero ya no más por mucho tiempo.   La amenaza de desalojo sigue en pie y los activistas del partido Cuba Independiente y Democrática (CID) estaremos pendientes de la situación y la apoyaremos en lo que sea necesario.

Por Zuleidys Lisbet Perez Velázquez, presidente nacional del

CID y Defensora del Pueblo.

Presidenta Nacional del CID


 Regresar al blog CubaCID

 Regresar a página central CubaCid.org

0 comments:

Publicar un comentario