jueves, 22 de septiembre de 2016

He optado por poner un abogado que defienda mi caso bajo la supervisión de la Defensoría del Pueblo del CID


Documento de denuncia

19 de septiembre de 2016. 

A: Vivienda municipal y provincial de la provincia Sancti Spíritus.

Yo: Héctor Gomes Palmero con dirección en Comandante Fajardo 364, entre Onza y Carretera Central. Cómo único hijo de madre y padre del fallecido Héctor Manuel Gómez Torres en mis plenas facultades, denuncio el atropello y robo que se quiere hacer contra mi hermana mayor y contra mí. 

Apadrinados por personas que presentan cargos en el gobierno, el cual les ha dado la confianza y el estudio para obtenerlo. Aprovechándose de sobornos en euros y conspiraciones familiares para dejarme en la calle me he acogido al artículo 6 de la Declaración  universal de los Derechos humanos donde me dice que: “Todo ser humano tiene derecho en todas partes al reconocimiento de su personalidad jurídica”.  

He optado por poner un abogado que defienda mi caso bajo la supervisión de la Defensoría del Pueblo del CID.  Les explico: mi madre quiso poner los papeles de nuestra vivienda en orden, pero desgraciadamente falleció. Según la certificación de defunción  de mi madre alega que lo testado no es válido por la ley 113 del año 2012. 

Mis hermanos maternos desean que yo firme documentos donde renuncie a lo heredado de mi padre. Antes de fallecer mi madre fui citado por la notaria Annarella  en conjunto con mi madre, para saber a quién se le adjudicaría la vivienda si a mi madre o a mí. No estuve de acuerdo porque dicha declaratoria incluía a mi madre.

Nunca estuvo mi hermana Norma Juana Gómez Gómez y mi número de carnet de identidad estaba adulterado. Por orientación de la notaria se mandó hacer una nueva declaratoria donde debería incluir a mi hermana paterna. Dándome esta la explicación que el número de carnet fue alterado para agilizar la anterior declaratoria  destacando que esta es amiga de la familia materna.  Al fallecer mi mama me dirijo a la notaria y esta me dice que ella había hecho un testamento a nombre de un hermano mío materno. 

El investigador edel  de la vivienda, quien también yo le pedí asesoramiento vínculo de mi familia materna, y quien ha visitado mi casa por trámites cuando me llevó al bufete se desapareció cuando vio mi hermana materna la cual vive en España. Pedro Morel abogado le trasmite a esta que tenía que esperar lo mínimo tres meses para que llegara la declaratoria de herederos la cual nunca se pudo hacer. 

Continúe buscando la propiedad de mi casa voy a la oficina de trámites para hacer una solicitud de la propiedad por perdidas ya que la propiedad puesta a nombre de mi padre no aparecía. Llego donde está la abogada 0dilia quintero Villavicencio quien Edel habla con ella y me dice que le tapice los balances para que ella me agilice los papeles donde hice mi trabajo sin cobrarles nada y estos me mintieron donde me siento burlado y estafado. 

Me dirijo al registro de la propiedad de la vivienda no existiendo según ellos ningún expediente que acreditara la vivienda de mi papa. Me enviaron a vivienda municipal donde vi a Májela trabajadora de archivo y me dice que mi caso es el de norma Orta blando, mi cuñada, donde entra Edel y estas tratan de convencer a Edel para que me llevara a ver a una compañera que sabía que mi caso había quedado que tenía que pagarle a mis hermanos materno a partes iguales dinero por el domicilio.  Eal negarse algo que yo estaba errado que la propiedad nunca había estado a nombre de mi papa cuando fue terminada de pagar en el año 1987 con título de propiedad a nombre de Héctor Manuel Gómez torres. 

En estos momentos cito el nombre de la personas que se han prestado para esta estafa, intentando dejarme en la calle, cuando llevo residiendo allí 51 año. No teniendo retorno para ningún lado                                                                                                                                              
Norma Orta blando esta fue trabajadora de la vivienda 
Yamile Brunet Orta 
Notaria: Annarella 
Abogada: Odilia quintero Villavicencio 
Investigador de la vivienda municipal: Edel
Investigadora de archivo: Májela 

Luego de buscar por todos lados la propiedad la tiene José Estanislao Brunet Palmero lo cual el alega tenerla y dando credibilidad a dicho complot y robo de mis derechos ya que los trabajadores antes mencionados acreditaban que la propiedad no existía. Pregunto: 
¿Acaso la justicia llega a mano de los poderosos, hay que tener familias en el exterior para que se haga justicia o familiares y amigos que hagan trabajos sucios  como  estos abusando de su poder de cargo?

He dicho, Héctor Jorge Gómez Palmero 

Por Yorsi Kelin Sánchez P., Defensora del Pueblo y delegada del CID en Sancti Spíritus

Regresar al blog CubaCID



 Regresar a página central CubaCid.org

0 comments:

Publicar un comentario en la entrada