viernes, 13 de febrero de 2015

Lino Urbanel: me tienen que matar pero yo no traiciono


Lino Urbanel, delegado provincial de Cuba Independiente y Democrática (el CID) en Holguín, se encontraba el sábado 7 de febrero en la casa de su hermana en Puerto Padre cuando 12 agentes de la inseguridad del estado rodearon la vivienda exigiendo que saliera para detenerlo.  Le amenazaron que si no salía entrarían a requisar toda la casa. Lino decidió salir a la calle para evitar que su madre, de avanzada edad, se fuera a afectar con la presencia de los agentes dentro de la casa.  

Una vez fuera fue detenido a las 6:30 de la mañana y montado en un auto blanco.  Inmediatamente fue sometido a presiones para que trabajara para el gobierno informado sobre el CID. Lino les respondió que no lo iba a hacer de ninguna manera y ante la insistencia y las amenazas  les repitió que prefería la muerte primero. Que él era fiel al pueblo de Cuba, al CID, a sus principios y a sus miembros. Que lo tenían que matar pero que él no era un traidor y que jamás colaboraría con el régimen.  Después de varias horas de presiones y amenazas lo dejaron en una zona remota de Manatí donde no había transporte y vino llegando a su casa en horas de la tarde. 

Regresar al blog CubaCID


 Regresar a página central CubaCid.org

 
     

Visitenos en
Desde Cuba
Ultimo Congreso
Patria Pueblo y Libertad
Huber Matos
Siguenos en:
Get Connected Get Connected Get Connected Get Connected

0 comments:

Publicar un comentario